jueves, 14 de mayo de 2009

DONDE EL AIRE ES CENIZA




DONDE EL AIRE ES CENIZA
Laura Pausini





POR:LUISA FERNANDA OBANDO




“Donde el aire es ceniza”, es una canción de crítica que hace la cantante Laura Pausini sobre la participación de Italia en la guerra en Irak emprendida por Estados Unidos.

Crónica del día en que
el águila voló
donde el aire es ceniza en el confín
historia de ese niño que
el águila encontró
y le tendió sus brazos
a quien sus brazos le robó.

Así un soldado confesó
de como el cielo oscureció
en tierra lágrimas lloró
gritando su dolor
¨¿Qué significa libertad?
¿Qué puede ser tener piedad?¨
No puede ya creer en su bandera si
hay sangre que verter.

El águila no duerme ya
sus héroes mato
lleva a gala las estrellas que ganó
pero el niño es huérfano de casa y alegría
por lo indiferente que
la guerra puede ser.

Así un soldado confesó
de como el tiempo se paró
la tierra lágrimas lloró
granizo derramó.
¨¿Qué significa la verdad?
¿Qué puede ser tener piedad?¨
No puede ya creer en su bandera si
hay sangre que verter.

¨¿Qué significa libertad?
¿Qué puede ser tener piedad?¨
El sol que nunca más saldrá
la densa oscuridad

Así un soldado confesó
de como el cielo oscureció
qué puede ser vencer por tu bandera si
hay sangre que verter...

que verter...Dime ¿dónde está la libertad?...libertad



“Aunque el enemigo siga siendo peligroso y quede trabajo por hacer, la movilización estadounidense e iraquí obtuvo resultados que pocos hubiéramos imaginado hace solamente un año. Cuando nos reunimos el año pasado, muchos pensaban que era imposible contener la violencia. Un año después, los ataques terroristas de gran envergadura disminuyen, las muertes de civiles también, así como las matanzas religiosas”.
George Walker Bush, 11 de Marzo del 2008



IRAQ
Capital: Bagdad
Población: 27,162,627 habitantes
Idiomas Oficiales: Árabe, Kurdo, Asirio, Armenio.


ANTECEDENTES Y CONTEXTO POLITICO
Iraq fue invadido por Estados Unidos en marzo del año 2003, dejando víctimas y grandes problemas que quebrantaron el nivel político, económico y social. El entonces presidente de Estados Unidos,  George W. Bush, consiguió el apoyo de varios países para invadir el territorio Iraquí con el fin de encontrar las armas de destrucción masiva con las que supuestamente contaba el régimen de Saddam Hussein. 

Este peligro nuclear fue su excusa para legitimar su guerra preventiva ante la población estadounidense. Sin embargo, pronto se revelaría ante el mundo que el verdadero objetivo de esta ofensiva era alcanzar el control sobre la segunda reserva mundial de petróleo que yace en suelo iraquí.

Muchos ciudadanos protestaron contra el presidente Bush, al considerar que la suposición de las armas nucleares no justificaba la violación de la soberanía de un país y la rendición de un pueblo. Sin embargo, el mandatario estadounidense desatendió los reclamos y, por el contrario, solicitó el apoyo de diferentes países como España, Italia, Polonia, Portugal, Gran Bretaña y Japón, quienes formaron una coalición contra Irak.

Estos países apoyaron básicamente con tropas: Italia desplegó 3.500 militares; España, 1.400 hombres; Gran Bretaña, entre 8.000 y 14.000 soldados,  y Japón, 600 soldados.  ¿Pero que trajo consigo este conflicto? Como toda guerra, trajo dolores, muertes e injusticias que fueron evidenciados cuando la ofensiva se centró en la población civil. 

Luego de meses y años de combate no se encontraron las armas de destrucción masiva que dieron origen a esta guerra preventiva, hecho que ratifica que Estados Unidos fue irresponsable e injusto al atacar. La idea de atacar la violencia con violencia en un entorno de terrorismo internacional lo único que ha logrado en Iraq es una constante violación de los derechos fundamentales de los ciudadanos, un resquebrajamiento de las instituciones políticas, una tremenda pérdida de legitimidad para estados Unidos y la radicalización de los grupos antiamericanos y antioccidentales.

Los horrores de esta guerra ya no se pueden ocultar con los favores de la prensa y las mentiras gubernamentales. La sociedad es consciente de lo injusto e inhumano de este conflicto cuyas principales víctimas son los grupos de población más vulnerables como los niños. 

La canción de Laura Pausini titulada “DONDE EL AIRE ES CENIZA” nos revela el dolor de los niños víctimas de la violencia, y la crueldad de los atacantes quienes, con su bandera de paz y reconciliación, acaban con los sueños y anhelos de un país.

Esta canción plantea dos interrogantes: ¿por qué participó Italia en el conflicto, acaso sólo por congraciarse con Estados Unidos? y ¿qué significado tiene llevar “Libertad” cuando hay tanta sangre derramada de por medio?.   La guerra nunca nos va a llevar a una solución, por más noble que sea el fin.  El terror no se combate con terror, por el contrario, el terror nos destruye, nos hace desconfiados frente al otro, nos insensibiliza y nos llena de rencor.  Es importante que nuestros líderes, nuestros países y nuestras sociedades sean conscientes de ello puesto que, como se infiere de la canción, “aquellos que no aprenden de la historia están condenados a repetirla de nuevo”.

video

2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Te felicito Fernanda por hacer esta publicación, y quería aportarte que la canción de Laura Pausini aún es más real, sí hubo un niño que perdió sus brazos y está aquí en este video donde Laura explica porque escribió esa canción http://www.youtube.com/watch?v=exeUZaLqZ60

    Un abrazo desde Argentina.

    ResponderEliminar